lunes, 16 de marzo de 2009

TODO UN CABALLERO

La foto es de un cuadro de Roberto Lopez

Ayer me pareció que mirabas de forma insinuante a un caballero que comía en una mesa contigua a la nuestra. Mas si no fue así, no me duelen prendas a la hora de pedirte mis más sinceras disculpas por las trece puñaladas.

24 comentarios:

Raúl dijo...

13,.. qué mal número.
Certero.

El Viajero Solitario dijo...

Buen micro en la línea de los Crímenes ejemplares de Max Aub.
Sólo un pero: en la última frase hay una suerte de rima interna que no me suena bien del todo (cacofonía, creo que le llaman los especialistas, en esa manía ta suya de utilizar el origen etimológico de las palabras para nombrarlas):

Mas si no fue así,
no me duelen prendas a la hora de pedirte mis más sinceras disculpas por las trece puñaladas que te di.

La proximidad del así con el di, siendo ambas palabras el final de cada parte de la oración (no tengo ni idea de cómo llaman a esto los expertos, pero seguro que lo llaman de alguna forma) es lo que me resulta raro. Creo que se resolvería acabando el micro con las trece puñaladas, puesto que se sobreentiende a quién se las dio.
Pero no me eches demasiada cuenta, prima, ya sabes cómo me sientan los lunes.

Sinuosa dijo...

Y ella, que no era nada rencorosa, le contestó desde la tumba: "disculpas aceptadas, cariño"

Qué buen micro. Una vez más has bordado el final (con cuchillo, pero bordado).

PD: Muchas gracias por la buena propaganda de mi último relato y por la idea de la hormiga que me inspiró el tuyo.
Eres un cielin.
Un beso.

Terapia de piso dijo...

Y ella seguro lo perdonó.

José Roberto Coppola

Reyes dijo...

Las disculpas de un hombre amado siempre son bienvenidas.
Me quito el sombrero ante ti.
Otra vez.
Besos.

Mega dijo...

Trece puñaladas de todo un caballero. Fino y negrísimo (me refiero ahora al micro y al humor que destila).

Tan bueno como siempre.
Un abrazo

Josué Ramón Ascencio dijo...

aja si vieras que bastante te voy a perdonar, jejejeje´

yo soy impulsivo y probablemente actuaria igual jejejeje. muy bueno

BB dijo...

Trece, pero una sola fue la
certera...
Genial, como siempre
Un abrazo

strongboli dijo...

Como se nota que el apuñalador viene de buena familia...
Petons.

manuespada dijo...

Muy certero el micro, como las 13 puñalás, me gustan los micros tan micros, así, contundentes.

Antonio Serrano Cueto dijo...

Contundente. Se abre hacia el pasado, vuelve al presente y se resuelve en pocas líneas. No anda descaminado El viajero con lo de la rima. A mí no me "sonó" tanto el "así", como el "di" final. Cerrarlo en "puñaladas" como él sugiere es, si cabe, más contundente. Besos.

el pasado que me espera dijo...

RAÚL,Sí, dicen algunos que es mal número el 13, pero no debe ser peor que otros. Claro que a la pobre protagonista del micro seguro que le parece un número de lo más aciago.

VIAJERO y ANTONIO cuánta razón teneis, qué observadores, qué dominio, sí señor, me saco el sombrero y el "que te di" pero ya mismo.

Gracias SINUOSA, bordado a cuchillo, qué buena expresión!

TERAPIA Algunas mujeres perdonan demasiado, no hay duda.

Pues no sé que decirte REYES, hay cosas que no se perdonan ni aunque vengan disfrazadas del cariño más auténtico.

Gracias MEGA, me alegro de que te guste la negrura del micro.

JOSUÉ RAMÓN, por muy impulsivo que uno sea hay fronteras que nunca se pueden cruzar.

BB. Lo cierto es que nunca entenderé el motivo de tantas cuchilladas si con una o dos ya las matan. Son reacciones tan primarias que no hay un ápice de razón en ellas, imagino.

STRONGBOLI Lo cierto es que nos olvidamos de que la violencia no entiende de clases.

MANU, me alegro, a mí también me gustan los que tu llamas micros muy micros, aunque es dificil sacar uno bueno.

Miguel Baquero dijo...

"Bueno, vale, disculpas aceptadas, pero la próxima vez comemos en casa", diría ella (o él) después de recuperarse de las trece puñaladas.

bb dijo...

Baquero, haberlo pensado antes,
se hubieran ahorrado la limpieza
del sitio, que habrá quedado
hecho un asco!
BB

TortugaBoba dijo...

Chapeau!
Fíjate que no estaría nada mal como una especie de eslogan para los malos tratos. Sutil y brutal a la vez. ¡El cuadro me encanta!
Beso guapa.

NáN dijo...

¡Qué bueno, Pasado qme!

Sabes decir mucho con poco y no falta (nunca debería faltar) el sentido del humor.

el pasado que me espera dijo...

MIGUEL
Dudo que se recuperara de las trece puñaladas, a no ser que el tí tuviera muy pero que muy mala puntería.

BB, nosotras siempre pensando en la limpieza, si es que es un sinvivir...

Gracias TORTU, le diré a Roberto que te ha gustado el cuadro.

Gracias NÁN, pues sí, que nos quede siempre el sentido del humor,por favor.

Anónimo dijo...

He recalado aquí, casi por azar, y resulta que no puedo dejar de venir para leer tus nuevos y antiguos microrrelatos. Disfruto mucho de su lectura y de modo absolutamente egoista te pediría que continúes, porque seguro que los mejores están aún por llegar.
¡Seguro!

el pasado que me espera dijo...

Vaya, anónimo, es un placer que te pases por aquí cuando quieras. Espero no defraudarte.

sergio astorga dijo...

El futuro que le espera a a todo caballero que tiene más sangre en la cabeza que modales de corazón.
Negro y certero humor.
Un abrazo sin espera.
Sergio Astorga

Allek dijo...

una ovacion y un concierto de aplausos para ese caballero.....
saludes..

Hank dijo...

No había venido nunca por aquí y me alegra haberlo hecho hoy.
En general, la gran mayoría de los micros se quedan en meras anécdotas escritas que parecen más una ocurrencia o un chiste que algo con alguna profundidad que se necesita -o se desea sin más- transmitir, y con algún oficio narrativo a ser posible.
En tu caso mi teoría se desmonta porque he leído algunos y todos me han parecido de los buenos.
No gustándome este género, he disfrutado leyéndote; como te digo, todo una revelación.

Gracias por darme la posibilidad de venir.

qui sap si... dijo...

Si hagués estat veritat
potser les hauria acceptat,
però segur que mirava
al mirall de la paret
per veure’t d’un altre costat.
També a mi, m’ha passat,
menys precís, en haver fallat,
m’ho va poder explicar.

ismed dijo...

Caballeros como este hay pocos. Je je je.
Viva el humor negro. Cada día te superas.